El próximo 2 de abril finaliza el plazo para presentar el modelo 720 (declaración informativa sobre bienes y derechos situados en el extranjero). Están obligados a presentar esta declaración:

  • Las personas que tengan cuentas bancarias (por ejemplo, un depósito), valores (por ejemplo, acciones o fondos de inversión) o inmuebles en el extranjero valorados en más de 50.000 euros.
  • Si un contribuyente ya presentó el modelo 720 en el pasado, sólo deberá volver a presentarlo si el valor de sus bienes aumenta en más de 20.000 euros, o si ha dejado de ser titular o autorizado de alguno de los bienes que declaró.

Pulse aquí para acceder a un apartado de ayuda que la Agencia Tributaria ha habilitado en su página web, con preguntas frecuentes actualizadas a enero de 2018, y con vídeos explicativos sobre la declaración.

Deje un comentario